Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

MOSCÚ (Sputnik) — El Ministerio de Salud ruso aprobó los ensayos clínicos de una vacuna nasal contra el coronavirus desarrollada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya, se desprende del registro de aprobaciones de ensayos clínicos.

"SPRAY 08- Gam-COVID-Vac-2021 un estudio aleatorio, doble ciego y controlado con placebo para evaluar la seguridad, tolerabilidad e inmunogenicidad del fármaco Gam-COVID-Vac, una vacuna de vector combinada para la prevención del coronavirus causada por el virus SARS-CoV-2, en forma de spray nasal con la participación de voluntarios adultos", dice el documento.

Se espera que en los ensayos que finalizarán el 31 de diciembre de 2023, participen 500 voluntarios.

Actualmente, Rusia dispone de cinco vacunas contra el coronavirus: Sputnik V, Sputnik Light desarrolladas por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya en cooperación con el Fondo Ruso de Inversión Directa; EpiVacCorona y EpiVacCorona-N, creadas por el Centro de Virología y Biotecnologías Vector; y CoviVac, producida por el Centro de Investigaciones y Desarrollo de Sustancias Inmunobiológicas Chumakov.

Medios británicos se disculpan por publicar noticias falsas sobre el supuesto "robo" por Rusia de la fórmula de AstraZeneca

Varios medios de comunicación británicos se han visto obligados a disculparse por hacerse eco de acusaciones infundadas que sostenían que la vacuna rusa Sputnik V estaba basada en una fórmula robada de la vacuna de la farmacéutica anglo-sueca AstraZeneca.

Las alegaciones, desencadenadas a raíz de la publicación de un artículo en el tabloide británico The Sun, fueron fuertemente rechazadas por Rusia y desmentidas por del Fondo de Inversión Directa de este país, que apoya el desarrollo de la vacuna rusa contra el covid-19, y que hizo hincapié en que la vacuna rusa y AstraZeneca se basan en diferentes plataformas.

Tras las aclaraciones, el periódico británico Daily Express eliminó su publicación original, indicando que se trataba de una noticia "falsa debido a que la información sobre el creador de la vacuna Sputnik V —el Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya— es públicamente conocida".

"El artículo [de The Sun] también contenía información falsa. En señal de disculpa, estamos encantados de dejar las cosas claras y publicar el siguiente comunicado del Fondo de Inversión Directa de Rusia", reza el artículo de Daily Express.

Por su parte, The Sun añadió a su artículo una cita con las declaraciones del Fondo ruso. "Las informaciones de medios británicos acerca de que Sputnik V ruso se basó, supuestamente, en la investigación de la vacuna de Oxford/AstraZeneca es otra noticia falsa y una mentira descarada basada en fuentes anónimas", reza la respuesta del Fondo.

La vacuna anticovid Sputnik V ya está registrada en 70 Estados con una población total de más de 4.000 millones de personas.

"Un virus sin ruedas": Crean un SARS-CoV-2 no infeccioso con un método que ya se demostró clave para combatir la hepatitis C

Un equipo de investigadores de la Universidad Rockefeller de EE.UU. y del Instituto de Virología e Inmunología de Suiza ha logrado crear una versión no infecciosa del SARS-CoV-2, causante del covid-19, que podría impulsar y facilitar las investigaciones del coronavirus, según se desprende del estudio, publicado este jueves en la revista científica Science.

"A fin de investigar un virus tan infeccioso como el SARS-CoV-2, los investigadores necesitan seguir protocolos laboriosos y tener acceso a laboratorios de alta bioseguridad", explica el comunicado de la Universidad. Con miras a reducir el riesgo relacionado con las investigaciones del covid-19, los científicos crearon replicones del SARS-CoV-2, unidades de ARN autoreplicantes no infecciosos pero idénticos al virus real.

El ARN de los replicones creados contiene toda la información necesaria para que el virus se replique, pero carece de los datos importantes para la producción de espículas, proteínas esenciales para la infectividad viral que permiten al virus entrar en las células y contagiarlas.

"Versión sin ruedas"

"Si comparamos el virus con un coche, hemos creado una versión sin ruedas. Tiene el motor y todas las partes que permitirían al coche moverse, pero, en realidad, no puede ir a ninguna parte", explica Joseph Luna, uno de los autores del estudio.

Por regla general, los replicones se generan mediante la clonación de los genomas del ARN viral en fragmentos que se utilizan para crear artificialmente el ARN. Sin embargo, como señalan los científicos, el método no resulta adecuado para el ARN del coronavirus por su longitud, por lo que, en este caso, los científicos recurrieron a una plataforma especial que permitió reconstruir los genomas del coronavirus en fragmentos más pequeños usando levadura en vez de un tubo de ensayo. Además, como muchos ensayos se centran en la proteína como principal objetivo del tratamiento anticovid, los científicos decidieron colocarla separadamente junto a los replicones.

"Poderosa herramienta de investigación"

"Con este sistema los científicos podrán investigar el SARS-CoV-2 y sus cepas, probar medicamentos y evaluar los anticuerpos neutralizantes, todo de una forma más rápida y en condiciones de bioseguridad más relajadas", afirmó Charles M. Rice, galardonado con el premio Nobel y uno de los autores principales del estudio.

Los replicones pueden servir de "poderosa herramienta de investigación poderosa" para descubrir el modo en el que el virus genera sus copias o encontrar compuestos capaces de bloquear su replicación. Según explican los científicos, el sistema de replicones ya se ha revelado fundamental en otras investigaciones conducentes al desarrollo de medicamentos contra otros virus, incluida la hepatitis C.

Suspenden un laboratorio de pruebas de covid-19 en Reino Unido por sospechas de 43.000 resultados incorrectos

El Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS, por sus siglas en inglés) ha suspendido a Immensa Health Clinic, un laboratorio privado de pruebas de covid-19 situado en la ciudad inglesa de Wolverhampton, por sospechas de una gran cantidad de resultados incorrectos, según un comunicado publicado este viernes por la Agencia de Seguridad Sanitaria británica.
Concretamente, el ente de control indica que entre el 8 de septiembre y el 12 de octubre alrededor de 43.000 personas podrían haber recibido resultados incorrectos de prueba PCR negativa, a la que se sometieron después de dar positivo al coronavirus en un dispositivo de flujo lateral (LFD, por sus siglas en inglés).

En total, ese laboratorio ha procesado aproximadamente unas 400.000 pruebas de la nueva enfermedad, cifra que el NHS considera "pequeña". Si bien se cree que se trata de un incidente aislado, el resto de test destinados a ese centro han sido redirigidos a otros laboratorios.

¿Y ahora qué?

Desde el Servicio Nacional de Salud británico se están poniendo en contacto con la gente que aún podría estar infectada para aconsejarle que se realice otra prueba. También recomendarán tomar precauciones a los contactos cercanos que presenten síntomas.

El organismo gubernamental ha abierto una investigación para esclarecer la causa exacta de estos hechos.

"Estamos trabajando con el NHS y la compañía para determinar los problemas técnicos de laboratorio que han llevado a que la gente reciba resultados de PCR inexactos", explicó Will Welfare, encargado de incidentes de salud pública de la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido (UKHSA).

Asimismo, Welfare agregó que, de momento, no existe evidencia de errores en los kits de prueba LFD o PCR en sí mismos, y asegura que el público debe tener confianza en su uso y en otros servicios de laboratorio que actualmente se brindan en el país.

Covid 19: vitamina D disminución el riesgo de hospitalización y muerte, según nuevo estudio

Vanesa Catanzaro

Una nueva investigación encontró que la radiación ultravioleta (UVB) ambiental, que es clave para la producción de vitamina D del cuerpo humano, protegía fuertemente contra la infección de Covid 19, disminuyendo su gravedad y las posibilidades de muerte.

El artículo de investigación que fue publicado el 14 de septiembre de 2021 en la revista Scientific Reports, detalla el estudio observacional y de aleatorización genética (aleatorización mendeliana), que realizaron los investigadores, sobre casi medio millón de personas en el Reino Unido.
Mediante el método analítico de aleatorización mendeliana, los investigadores pudieron estudiar si la vitamina D y el COVID-19 podrían estar vinculados causalmente usando datos genéticos.

En el estudio se vincularon a los resultados de la prueba COVID-19 para el período del 16 de marzo del 2020 al 29 de junio del mismo año, proporcionados por Public Health England, que incluía si la persona era un paciente hospitalizado o no y resultado (positivo o negativo), y los casos de muerte por COVID-19.

Los participantes que no habían sido evaluados por Covid, fueron tomados como controles.

Estudios anteriores no habían podido mostrar un vínculo causal entre la vitamina D y el Covid 19, pero esto podía deberse a que se ignoró la radiación solar UVB, que es la fuente más importante para la síntesis de la vitamina.

Además la cantidad de vitamina D puede estar asociada a otros factores como son la obesidad, la vejez o enfermedades crónicas. En estos los niveles de la vitamina D se ven disminuidos.

Pero, según el informe del estudio, la dificultad que se presentaba para determinar los factores que modifican los niveles de la vitamina D, se pudo superar, ya que los investigadores lograron calcular el nivel de vitamina D "predicho genéticamente", es decir el que no toma en consideración las variaciones que pueden traer los factores demográficos, de salud y de estilo de vida, usando la información de los genes.

Es decir que por primera vez, los investigadores observaron el nivel de vitamina D, tanto predicho genéticamente como el predicho por radiación UVB, que es la fuente más importante para la síntesis de vitamina D.

Luego, al comparar las dos variables, los investigadores encontraron que la correlación del Covid 19 con la concentración de vitamina D, era 3 veces mayor en las mediciones del nivel de vitamina D predicho por UVB que para el predicho genéticamente.

Hallando que un aumento en la radiación UVB ambiental absorbida por las personas antes de la infección por COVID-19, reflejó una disminución marcada en la hospitalización y la muerte, lo que sugiere que la vitamina D brinda protección contra la enfermedad grave por COVID-19.

Si bien los resultados del análisis de aleatorización mendeliana no fueron concluyentes, se observó algún indicio de un posible efecto causal, y los investigadores recomiendan reforzar los niveles de vitamina D mediante la ingesta de suplementos.

Acorde a lo que reportó Great Game India, Lina Zgaga, profesora asociada del departamento de epidemiología, Facultad de Medicina, Trinity College e investigadora principal del estudio, dijo:

"Nuestro estudio agrega evidencia adicional de que la vitamina D podría proteger contra la infección grave por COVID-19. Es fundamental realizar un ensayo controlado aleatorio COVID-19 de suplementación con vitamina D correctamente diseñado. Hasta entonces, dado que los suplementos de vitamina D son seguros y baratos, definitivamente es recomendable tomar suplementos y protegerse contra la deficiencia de vitamina D, especialmente con el invierno en el horizonte.

Entre tanto Evropi Theodoratou, otro de los investigadores principal del estudio, quien se desempeña como profesor de epidemiología del cáncer y salud global de la Universidad de Edimburgo, dijo:

"Dada la falta de terapias altamente efectivas contra COVID-19, creemos que es importante mantener la mente abierta a los resultados emergentes de estudios rigurosamente realizados sobre la vitamina D".

‎Análisis: ¿Será el “pasaporte covid” la finalidad y no una consecuencia? ‎

Giorgio Agamben

Hoy ofrecemos a nuestros lectores la declaración del filósofo Giorgio Agamben ante ‎los senadores italianos durante los debates sobre la implantación del “pasaporte covid” ‎‎(Ley 2394). Giorgio Agamben no aborda el aspecto sanitario de esa medida sino el profundo cambio que esta impone a la civilización humana, un cambio del que ‎no todos están conscientes.‎

Voy a concentrarme únicamente en dos puntos sobre los cuales quiero atraer la atención de los ‎parlamentarios llamados a pronunciarse sobre la transformación del decreto en ley. ‎

UNA VACUNA PELIGROSA PERO OBLIGATORIA

El primer punto es la evidente –y subrayo el término– la evidente contradicción del decreto ‎en cuestión. ‎

Ustedes saben que el Gobierno, mediante el decreto-ley especial número ddl 44/2021 llamado ‎‎«escudo penal», ahora convertido en ley, se exoneró de toda responsabilidad en cuanto a los ‎daños causados por la vacuna. ‎

Y la gravedad de esos daños viene del hecho que el artículo 3 del decreto en cuestión menciona ‎explícitamente los artículos 589 y 590 del Código Penal, que se refieren al homicidio ‎involuntario y… a las afectaciones por negligencia. ‎

Como han señalado juristas de referencia, eso significa que el Estado no quiere asumir la ‎responsabilidad por una vacuna cuya fase experimental no ha terminado aún pero, al mismo ‎tiempo, hace todo lo posible por obligar los ciudadanos a vacunarse, amenazándolos con quedar ‎excluidos de la vida social, y ahora, con el nuevo decreto que ustedes están llamados a validar, ‎privándolos incluso de la posibilidad de trabajar. ‎

‎¿Es posible, pregunto yo, imaginar una situación jurídicamente y moralmente más anormal que ‎esta?‎

‎¿Cómo puede el Estado acusar de irresponsabilidad a quienes optan por no vacunarse, cuando ‎ese mismo Estado es el primero en rechazar formalmente toda responsabilidad por las posibles ‎consecuencias graves?‎

Recuerden ustedes los artículos 589 y 590: fallecimientos y daños provocados por la vacuna.

Yo quisiera aquí que los parlamentarios reflexionen sobre esa contradicción que, en mi opinión, ‎constituye una verdadera monstruosidad jurídica. ‎

EL “PASAPORTE COVID”, ¿CONSECUENCIA O FINALIDAD?

El segundo punto sobre el cual quiero llamar la atención de ustedes no tiene que ver con el ‎problema médico de la vacuna sino con el problema político del “pasaporte covid”, problema este ‎que no debe confundirse con el primero. ‎

Nos hemos vacunado tantas veces sin que eso nos obligara a mostrar un certificado…‎

Científicos y médicos han dicho que el “pasaporte covid” carece de significación médica en sí ‎pero que sirve para obligar la gente a vacunarse. ‎

Yo creo que más bien puede decirse lo contrario, o sea que la vacuna es un medio de obligar ‎la gente a tener un pasaporte sanitario, o sea un dispositivo que permite controlar y seguir los movimientos [de la gente], una medida sin precedente. ‎

Los politólogos saben desde hace tiempo que nuestras sociedades han pasado de un modelo que ‎antes se llamaba de «sociedad disciplinaria» al modelo de «sociedad de control», de sociedad ‎basada en un control numérico casi ilimitado de los comportamientos individuales, que ‎se convierten así en cuantificables en un algoritmo. ‎

Estamos acostumbrándonos ahora a esos dispositivos de control. Pero yo pregunto: ¿hasta dónde ‎estamos dispuestos a aceptar que llegue ese control?‎

‎¿Es posible que los ciudadanos de una sociedad supuestamente democrática se hallen en una ‎situación peor que la de los ciudadanos en la Unión Soviética de Stalin?‎

Ustedes saben quizás que los ciudadanos soviéticos estaban obligados a presentar una propiska, ‎un salvoconducto para cualquier desplazamiento de un lugar a otro. ‎

Pero nosotros también estamos obligados a presentar un pasaporte sanitario para ir a un ‎restaurante, o hasta para ir a un museo o al cine. ‎

Y ahora –lo que es todavía más grave con el decreto que ustedes deben convertir en ley– habrá ‎que presentarlo incluso cada vez que usted vaya a trabajar. ‎

Además, ¿cómo aceptar que, por primera vez en la historia de Italia desde las leyes fascistas ‎de 1938 sobre los no arios, inventemos ciudadanos de segunda sometidos a restricciones que, ‎desde un punto de vista estrictamente jurídico y aun tratándose de dos fenómenos que no tienen ‎nada que ver –me refiero a la analogía jurídica–… sufren restricciones idénticas a las que sufrieron ‎los no arios?, lo cual, como ustedes saben, afectaba principalmente la posibilidad de casarse…‎

Todo lleva a pensar que los decretos que aparecen uno tras otro, como si vinieran de la misma ‎persona, deben inscribirse en un proceso de transformación de las instituciones y de los ‎paradigmas de la forma de gobierno de las sociedades de las que somos parte. ‎

Es una transformación tanto más insidiosa cuanto que, como sucedió con el fascismo, ‎se desarrolla sin que haya habido cambios en el texto de la Constitución… subrepticiamente.

El modelo que así se corroe y se anula es el modelo de las democracias parlamentarias con sus ‎derechos, sus garantías constitucionales. ‎

Y en su lugar se instala un paradigma de gobierno en el cual, en nombre de la bioseguridad y del ‎control, las libertades individuales están condenadas a sufrir crecientes limitaciones. ‎

La concentración exclusiva de la atención en las infecciones y en la salud, en efecto, me parece que ‎nos impide percibir cuál es el sentido de esta gran transformación que está realizándose en la ‎esfera política. ‎

Y eso impide que nos demos cuenta de que, como los gobiernos mismos nos lo recuerdan ‎sin descanso, la seguridad y la urgencia no son fenómenos transitorios sino que ‎constituyen la nueva forma de gobernar. ‎

Creo que en esa perspectiva es más urgente que nunca que los parlamentarios consideren con ‎extrema atención la transformación política en marcha, que no se concentren únicamente en ‎la salud… la transformación política que está teniendo lugar, y que por cierto inevitablemente ‎conducirá a largo plazo a despojar el Parlamento de sus poderes, reduciéndolo –como está ‎sucediendo actualmente– a simplemente aprobar, en nombre de la bioseguridad, decretos provenientes de organizaciones y de personas a quienes poco importa el Parlamento. ‎

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS