Portada - Últimas noticias

MOSCÚ (Sputnik) — El embajador de Alemania en Rusia, Geza Andreas von Geyr, aseguró que su país asume la presidencia rotativa del Consejo de la Unión Europea buscando una cooperación más estrecha con Moscú.

"Espero que encontremos con Rusia respuestas conjuntas a uno u otro asunto", dijo el embajador en un mensaje con motivo de la presidencia alemana en ese organismo en el segundo semestre de 2020.

Von Geyr remarcó que se requieren respuestas a los temas del clima y el medio ambiente, la digitalización, así como el impacto de la pandemia de coronavirus.

"Estos temas que no conocen fronteras, competen a todos nosotros, son temas que no pierden actualidad. Por eso, en el futuro, seguiremos buscando una colaboración más estrecha", subrayó.

Croacia pasa este miércoles el relevo de la presidencia de la Unión Europea a Alemania.

Alemania disolverá parcialmente una unidad especial de élite por sus vínculos con la extrema derecha

El Mando de Fuerzas Especiales de Alemania (KSK, por sus siglas en alemán) será reestructurado y parcialmente disuelto para evitar que en la unidad se propague la ideología de extrema derecha, informa Süddeutsche Zeitung con referencia a la ministra de Defensa del país, Annegret Kramp-Karrenbauer.

Se detalla que la segunda unidad del KSK —integrada por unos 70 soldados, cerca de una cuarta parte del personal total— será totalmente eliminada, mientras que las unidades restantes se someterán a reformas drásticas y estarán bajo vigilancia hasta otoño. Asimismo, el KSK dejará de tener un centro de entrenamiento propio y sus nuevos efectivos serán entrenados dentro del sistema de capacitación del Ejército.

La decisión fue tomada en respuesta al aumento del número de simpatizantes de la extrema derecha en la unidad. Así, el lunes el jefe de la Contrainteligencia Militar (MAD, por sus siglas en alemán), Christof Gramm, afirmó ante el Parlamento que el problema de la extrema derecha en las Fuerzas Armadas ha alcanzado "nuevas dimensiones" y que la unidad más afectada es el KSK, donde se concentran casi 20 extremistas de los 600 detectados. Dada la autonomía del KSK, los investigadores toparon con "un muro de silencio", señaló entonces Gramm.

Más aún, recientemente se descubrió que 48.000 cartuchos de municiones y 62 kilos de explosivos desaparecieron de los almacenes del organismo. Kramp-Karrenbauer describió el hecho de "inquietante" y "alarmante" e indicó que la investigación deberá establecer si se trata de un problema de inventario de un robo masivo de material.

"El muro de silencio se rompe", comentó la ministra la reestructuración, que dijo que el tiempo que queda hasta finales de octubre —cuando se tomará la decisión final sobre el futuro del KSK— es "una oportunidad para poner a prueba" a los integrantes del cuerpo. Si "no han escuchado este disparo ahora, inevitablemente surgirá la cuestión de reorganizar el KSK", aseveró.

Según el sitio oficial de las Fuerzas Armadas, el KSK, creado en 1996, se dedica a misiones especiales como el rescate de rehenes o la liquidación de terroristas y criminales de guerra, además de tareas de inteligencia especial. La unidad tiene su sede en Calw, en el suroeste de Alemania.

Excanciller alemán ve sanciones de EEUU a Nord Stream 2 como "un ataque a la economía europea"

MOSCÚ (Sputnik) — El excanciller de Alemania, presidente de la junta directiva de Rosneft, Gerhard Schroder, cree que las sanciones de EEUU contra Nord Stream 2 es el fin deliberado de la asociación transatlántica, escribe Handelsblatt citando la postura de Schroder para audiencias abiertas del Comité de Economía y Energía del Bundestag.

Está previsto que el comité mantenga audiencias para debatir las nuevas sanciones de EEUU contra el gasoducto Nord Stream 2 y la soberanía energética de Europa y Alemania.

La oficina de Schroder comentó a Sputnik que el excanciller no intervendría con un informe pero respondería preguntas si alguien se las plantea. Tampoco se planea una comunicación separada con la prensa.

Schroder, que es también el presidente del Comité de Accionistas de Nord Stream AG, señala que las sanciones contra un aliado de la OTAN durante la recesión económica "no son más que el fin deliberado de la asociación transatlántica", "un ataque a la economía europea, un atentado inaceptable contra la soberanía de la UE y la seguridad energética de Europa occidental".

Según el excanciller, las consecuencias financieras de las sanciones serían extremadamente graves.

"Estarían en peligro las inversiones de 12.000 millones de euros en la infraestructura europea, mientras los consumidores en Europa enfrentarían costos adicionales de 4.000 millones de euros anuales", subraya.

También corren riesgo más de 120 empresas en los ámbitos de construcción naval, ingeniería, protección del medio ambiente y seguridad, que trabajan o han trabajado con Nord Stream 2, añade Schroder.

La construcción del Nord Stream 2, impulsada por una alianza de empresas de Rusia, Alemania, Austria, Francia y los Países Bajos, fue suspendida en diciembre de 2019 después de que Washington amenazara con sanciones a la empresa suiza Allseas, que realizaba las obras.

De los 1.230 kilómetros de la tubería faltan por construir actualmente menos de 160 kilómetros. El gasoducto constará de dos ramales para transportar anualmente un total de 55.000 millones de metros cúbicos de gas.

El proyecto fue concebido para diversificar las rutas de suministro de gas ruso a Europa y elevar la seguridad energética.

Se oponen al nuevo gasoducto EEUU, que busca vender a Europa el gas natural licuado de sus yacimientos de esquisto, y algunos países europeos como Polonia, Letonia y Lituania.

A principios de junio, senadores estadounidenses introdujeron un proyecto de ley para sancionar a todas las compañías que proporcionan certificación, seguros e instalaciones portuarias para Nord Stream 2.

Según medios, Alemania elaboraría una respuesta si la Casa Blanca prosigue con las nuevas sanciones. Se informa que el Gobierno de Merkel incluso baraja impulsar un plan coordinado de la Unión Europea.

CNN: Así trata por teléfono Trump a los “líderes” europeos

Las llamadas telefónicas privadas de Donald Trump revelaron que el presidente estadounidense intimidaba y degradaba a los líderes de los principales aliados de su país, reportó en la CNN el periodista Carl Bernstein, conocido por su trabajo en el escándalo Watergate, tras hablar con varias fuentes.

En particular, a la ex primera ministra británica Theresa May Trump le dijo que era débil y carecía de valor, mientras que a la canciller alemana, Angela Merkel, la llamó "estúpida" y la acusó de "estar en el bolsillo de los rusos". Según las fuentes, en sus conversaciones telefónicas Trump denigró a May y a Merkel con diatribas descritas como "casi sádicas" por una fuente, un calificativo con el que otras fuentes están de acuerdo.

Un funcionario alemán describió el comportamiento de Trump con Merkel durante las llamadas como "muy agresivo" y afirmó que en Berlín incluso se tomaron medidas especiales para garantizar que su contenido permaneciera en secreto.

Además de Merkel y May, Trump regularmente menospreciaba a otros líderes occidentales durante sus conversaciones telefónicas, entre ellos el presidente de Francia, Emmanuel Macron, el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, y el primer ministro de Australia, Scott Morrison.

Por otro lado, ante el príncipe heredero saudita, Mohamed bin Salmán, y el líder norcoreano, Kim Jong-un, se jactaba de su riqueza y de sus "grandes" logros como presidente, además de quejarse de la "idiotez" de sus predecesores.

Por su parte, Macron inició muchas llamadas con Trump, al que trató de convencer para que cambiara de opinión en asuntos de políticas ambientales y de seguridad. A su vez, al mandatario norteamericano le irritaban las solicitudes del presidente galo y lo sometió a reprimendas que fueron descritas por una fuente como "latigazos" verbales personalizados, especialmente mediante críticas a Macron y a su liderazgo, y como resultado a Francia y a otros países por no cumplir con los objetivos de gasto de la OTAN, así como por sus políticas liberales de inmigración o sus desequilibrios comerciales con EE.UU.

Las llamadas provocaron que varios exasesores y exintegrantes de su Administración, entre ellos John Bolton, James Mattis, John Kelly y Rex Tillerson, concluyeran que el presidente a menudo era "delirante" en su trato con líderes extranjeros, informan las fuentes.

Conversaciones con Putin y Erdogan

El jefe de Estado con el que Trump mantuvo el mayor número de conversaciones telefónicas es el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, quien en ocasiones telefoneaba a la Casa Blanca al menos dos veces por semana. En sus conversaciones con Erdogan, así como con el presidente ruso, Vladímir Putin, Trump sugería que tratar directamente con él sería mucho más fructífero que con las administraciones anteriores.

Las fuentes indicaron también que Trump "casi nunca se preparó de manera sustancial" para las llamadas con Putin y Erdogan. Las fuentes aseguran que, en sus conversaciones con el líder ruso, Trump hablaba sobre todo de sí mismo, jactándose de su éxito "sin precedentes" en la construcción de la economía estadounidense y criticando a sus predecesores, al parecer en busca de la aprobación del mandatario ruso. Un funcionario de alto nivel dijo que Putin "simplemente lo supera" y comparó al presidente ruso con un gran maestro de ajedrez y a Trump con un jugador ocasional de damas.

Tras la publicación del artículo, la subsecretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Matthews, dijo que Trump "es un negociador de clase mundial que ha promovido constantemente los intereses de EE.UU. en el escenario mundial".

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

HONOR Y RESPETO

PARA LOS QUE NOS DEJARON POR EL COVID-19