Portada - Últimas noticias

MADRID (Sputnik) — Twitter bloqueó la cuenta del partido ultraderechista español Vox por utilizar la plataforma para desplegar conductas que incitan al odio, según informó la propia formación política.

"Nos impiden publicar tuits por infringir presuntamente sus normas, alegando incitación al odio", denunció Manuel Mariscal, diputado nacional y vicesecretario de comunicación de Vox.

Según explicó Mariscal, la cuenta principal del partido lleva 24 horas sin poder publicar nuevos mensajes.

La decisión de bloquear la cuenta fue adoptada después de que Vox utilizara la plataforma para asegurar que el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) —la formación de Pedro Sánchez, presidente del Gobierno— promueve la pederastia.

Vox realizó ese comentario en respuesta a un mensaje de Adriana Lastra, portavoz parlamentaria del PSOE, que calificó de "retrógradas" las ideas del partido de extrema derecha.

Las palabras de Lastra se enmarcan dentro de la polémica creada por el "pin parental" que Vox pretende implantar en distintos territorios donde el conservador Partido Popular ostenta responsabilidades de gobierno a nivel regional.

El "pin parental" es una especie de veto educativo por el cual Vox pretende que los padres puedan impedir que sus hijos participen en actividades donde se les informe sobre cuestiones relativas al feminismo, la identidad de género o la diversidad LGTBI.

"No soportan al colectivo LGTBI, no soportan el matrimonio entre personas del mismo sexo, no soportan la igualdad entre hombres y mujeres, no soportan que sus ideas retrógradas no sean las de toda la sociedad. Que no lo llamen libertad, es odio", dijo Lastra.

"Lo que no soportamos es que os metáis en nuestra casa y nos digáis como tenemos que vivir y como tenemos que educar a nuestros hijos. Y menos aún que con dinero público promováis la pederastia", respondió Vox.

Tras publicar este mensaje, Twitter emitió una advertencia al partido señalando que, si no borraba la publicación, su cuenta quedaría bloqueada.

El partido se negó a hacerlo y la cuenta quedó bloqueada, algo que según Vox es un acto de "censura".

"Somos un partido legalmente constituido, somos tercera fuerza política en España, representamos a más de 3,6 millones de votantes y, como nosotros, miles de ciudadanos españoles están sufriendo la censura en Twitter y en otras redes sociales", afirmó Manuel Mariscal.

Hermann Tertsch, eurodiputado de la formación, llegó a afirmar que el pin parental es una medida destinada a evitar que los niños "pretendan penetrar a sus hermanitos para liberarlos del heteropatriarcado".