Libros Recomendados

El nuevo caza Su-57 es peligroso para los aviones de combate de la OTAN, sin embargo, Rusia ha estado desarrollando simultáneamente otra aeronave de sexta generación que "promete ser aún más capaz": el interceptor pesado MiG-41, escribe la revista Military Watch.

Antes de la entrada en servicio del Su-57, la versión mejorada del MiG-31 era considerada como "el avión más capaz de la Fuerza Aérea rusa en términos de capacidad de combate aire-aire", dice la publicación.

El programa del MiG-41 ha sido mucho más secreto que el del Su-57 y se han revelado relativamente pocos detalles sobre el avión de sexta generación.

"El nuevo avión será hipersónico y capaz de operar en el espacio cercano, y pondrá un mayor énfasis en la guerra espacial".

Según la revista, esto representa parte de una tendencia creciente hacia mayores inversiones en las capacidades espaciales por parte de las principales potencias militares.

El MiG-41 desplegará una nueva generación de armas aire-aire: "los misiles del nuevo interceptor probablemente serán considerablemente más rápidos y tendrán un alcance de alrededor de 600 km", opinan los autores.

De acuerdo con el artículo, "si los nuevos misiles aire-aire para el MiG-41 pudieran superar las velocidades Mach 14, como lo hace la última generación de misiles tierra-aire de Rusia, entonces probablemente pueden representar una seria amenaza para los objetivos hipersónicos".

"Se espera que el MiG-41 use un poderoso radar y comparta información con las defensas aéreas terrestres para poder apuntar a los bombarderos furtivos a largas distancias de varios cientos de kilómetros", agrega el medio.

Los autores consideran que "el MiG-41 representará la mayor amenaza para el Bloque Occidental" debido a sus posibles funciones estratégicas y su capacidad para hacer una contribución importante a las capacidades de Rusia para la guerra espacial.

Mientras que el Su-57 se producirá en grandes cantidades y se exportará ampliamente a varios continentes, el MiG-41 tendrá un costo más alto y se desplegará en cantidades más pequeñas posiblemente junto con variantes mejoradas del MiG-31, pronostican los analistas.

Al mismo tiempo, los autores observan que el Su-57 promete ser uno de los primeros en el mundo en integrar tecnologías de sexta generación. Algunas de las próximas mejoras incluyen la integración de los motores Izdelie 30, las armas láser, la inteligencia artificial y un dron acompañante Ojotnik.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS