Nota de prensa de la Red Solidaria Contra la Ocupación de Palestina – La Secretaría General de Política de Defensa del Ministerio de Defensa de España junto al Centro Sefarad-Israel preparan un seminario sobre Defensa con la participación de exministros israelíes acusados de crímenes guerra.

La Secretaría General de Política de Defensa del Ministerio de Defensa de España, junto a la Centro Sefarad-Israel, órgano encargado de promover la imagen de Israel en España con financiación pública estatal y madrileña, han invitado al exministro de Defensa y exdirector de la Agencia de inteligencia israelí Shin Bet, Avi Dichter, a abrir el próximo 6 de noviembre un seminario titulado “La Cultura de Defensa en España e Israel: Antiguos Desafíos y Nuevos Retos en la Sociedad del Siglo XXI”. Avi Dichter ha sido acusado de ser responsable del ataque, que causó en julio 2002, el asesinato extrajudicial del dirigente del Hamas, Shehade, y múltiples asesinatos de inocentes como su mujer, sus tres hijos (1 ½, 3 y 5 años), su hermana (10 años), nieta (2 meses) y abuela, y de Muna Fahmi Al Huweiti y sus dos hijos (4 y 5 años). Dicho ataque dejó además a 150 personas heridas, incluyendo Marwan Zeino, que quedó tetrapléjico. Otro de los invitados por el Ministerio español de Defensa es Dan Meridor, actual diputado por el Likud y exministro de Energía atómica e Inteligencia, acusado de formar parte del asalto al barco Mavi Marmara que provocó que 9 internacionalistas fueran asesinados.

Las acusaciones de crímenes de guerra contra Dichter y Meridor en los Tribunales británicos les impidieron pisar suelo británico: el primero no llegó ni a salir del avión que le llevó a Londres en diciembre 2007 y el segundo tuvo que cancelar su visita a Gran Bretaña en noviembre de 2010. Los asesinatos extrajudiciales constituyen crímenes de guerra bajo la legislación internacional, pero al no haber ratificado el Tratado de Roma, Israel hasta la fecha ha escapado a la jurisdicción del Tribunal Penal Internacional y los supuestos criminales de guerra o de lesa humanidad sólo han podido ser aprehendidos en virtud del principio de jurisdicción universal. Según el Centro Palestino de Derechos Humanos de Gaza, entre los años 2000 y 2008, murieron 714 personas en estos ataques llamados ‘selectivos’ por Israel que suelen hacer un gran número de víctimas civiles.

La Red de Solidaridad contra la Ocupación de Palestina, compuesta por más de treinta ONGD, asociaciones y grupos de solidaridad con el pueblo palestino, considera que esta actividad va encaminada a normalizar la imagen de un Estado de Apartheid que ocupa ilegalmente un territorio ajeno, vulnera las Convenciones de Ginebra, desoye sistemáticamente las resoluciones de Naciones Unidas y sigue incumpliendo la Sentencia del Tribunal de la Haya, ante la complicidad de muchos gobiernos y ha demandado al Gobierno la cancelación del seminario así como que lleve a los tribunales a estos ciudadanos israelíes acusados de crímenes de guerra y lesa humanidad. El acto está previsto para el 6 noviembre a las 17h en el Paseo de la Castellana, 61.

El Rey recibe a los judíos más ricos del planeta

Salió de Zarzuela por primera vez en dos meses para saludar a 181 filántropos.

Por razones de espacio, el Rey se vio obligado a salir ayer de La Zarzuela por primera vez desde que se operó de la cadera izquierda infectada a finales de septiembre. Los 181 representantes de Keren Hayesod-United Israel Appeal (UIA) – el brazo financiero del sionismo mundial, fundado en 1920– eran demasiados para el reducido salón de audiencias del palacio donde vive Don Juan Carlos y donde ha estado recuperándose de esa última operación de cadera.

En el patio central del Palacio de el Pardo, entre dos formidables tapices, no cabía ayer un alfiler. Pero la ocasión merecía la alfombra roja y los guardias reales a la puerta de palacio: como señaló, medio en serio medio en broma, un conocedor de algunos de los asistentes, «la riqueza de los presentes supera el Producto Interior Bruto de España».

Cada dos años, el Keren Hayesod (Fondo de la Fundación, en hebreo) reúne a las 200 familias más ricas y poderosas del universo judío. La filantropía está dirigida principalmente al Estado de Israel, pero son también muchos los hospitales y las escuelas construidas gracias a estos generosos donantes fuera de la patria judía, según fuentes cercanas a la organización.

Este año, la organización ha elegido Madrid como punto de encuentro durante tres días. El martes los recibió Mariano Rajoy en La Moncloa. Ayer desayunaron con José Manuel García-Margallo, el ministro de Asuntos Exteriores, y también departieron con el titular de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, al que expresaron su inquietud por la lentitud con la que España está gestionando la devolución de la nacionalidad española a los judíos que puedan demostrar su ascendencia sefardí.

El Rey les dio la bienvenida y agradeció su presencia en Madrid, la ciudad que eligieron en detrimento de São Paulo o Moscú. No pudo saludar a todos y cada uno de los 181. Sólo estrechó su mano la decena de directivos de la organización, entre ellos el español Gil Gidron, presidente local de Keren Hayesod, que tiene 45 oficinas repartidas por todo el mundo. También lo hizo el empresario David Hatchwell, presidente de los judíos madrileños.

Sheldon Adelson, el promotor de Eurovegas, acudió en una silla de ruedas motorizada y pertrechado con un bastón de mango plateado. Se sentó en tercera fila junto a su esposa, la doctora Miriam Ochshorn, y no tuvo ocasión de saludar personalmente al Monarca. Desde los aledaños de Eurovegas se restó importancia a la presencia de Adelson, que nada tuvo que ver con su macroproyecto de casinos en Alcorcón.

Según fuentes cercanas al magnate, el proyecto «marcha sobre ruedas» a pesar de las supuestas dificultades financieras y de los problemas que se encontró con la Ley del Tabaco en España. También negaron estas fuentes que ayer se quisiera ocultar la presencia de Adelson en la audiencia real: «Está aquí como filántropo, no como empresario».

Sentados frente al Rey, que se acomodó en una silla tras entrar en el patio apoyado en dos muletas, estuvieron ayer, entre otros, tres miembros de la familia francesa Kraemer, que lleva cinco generaciones vendiendo las mejores antigüedades del siglo XVIII en París. También, Edward Misrahi, financiero británico de origen español. Y el gran rabino del Reino Unido, lord Jonathan Sacks, considerado una eminencia intelectual en ese país, acompañado de su mujer, lady Elaine.

La mayoría, sin embargo, prefirió el anonimato. Llegaron en cuatro autobuses desde el centro de Madrid y se negaron a marcharse sin hacerse la foto de familia frente al Palacio de el Pardo; aunque fuera sin la presencia de su anfitrión, el Rey, que tras 40 minutos de audiencia regresó a La Zarzuela.

El de ayer fue el primero y el último acto público fuera de La Zarzuela hasta que salga, el próximo 21, para someterse a la segunda y definitiva operación.

Fuente: El Mundo

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

HONOR Y RESPETO

PARA LOS QUE NOS DEJARON POR EL COVID-19

El Tiempo por Meteoblue