Libros Recomendados

Newsletter - Newsletters Antiguos

Afganistán, 24 de septiembre de 2007. Una explosión tuvo lugar cuando la rueda trasera derecha de un vehículo blindado BMR español pisó una mina. El blindado formaba parte de un convoy que regresaba a la base tras dar el relevo a otra patrulla en Afganistán. La explosión provocó el fallecimiento de los soldados Germán Pérez BurgosStanley Mera Vera. El blindado marchaba en primer lugar del convoy compuesto por cinco vehículos, que había estado realizando tareas de control en una de las principales carreteras de la región de Farah, al oeste del país, para liberarla de la "presión" de los talibanes.

Germán Pérez Burgos era mi compañero, también originario de Extremadura. Stanley Mera era un joven soldado ecuatoriano. Los dos eran caballeros legionarios paracaidistas pertenecientes a la I Bandera Paracaidista. También murió un intérprete afgano y otros tres soldados españoles resultaron heridos graves.

Aunque este episodio me resulte más cercano por haber conocido personalmente al cabo Germán Burgos, no es más que uno de los muchos en los que soldados españoles han entregado sus vidas o han resultado heridos y mutilados en guerras lejanas declaradas por intereses de una potencia extranjera y arrastrados a ella gracias a una alianza criminógena al servicio de esos mismos intereses, la OTAN.

Durante años, nos dieron la monserga de que en Afganistán, Irak o El Líbano, estábamos defendiendo “la seguridad de los españoles”, la “libertad y la democracia”, “los derechos humanos”, “nuestra forma de vida” y demás sarta de insensateces para intentar ocultar que estábamos agrediendo a pueblos que nunca nos hicieron nada y con los que no teníamos cuentas pendientes.

La bastarda política exterior "española" solo ha tenido un eje de actuación: la sumisión a las directrices de Washington y a sus aventuras belicistas, poniendo, además, la vida de militares españoles en peligro… soldados que, por profesionalismo o porque se creyeron el discurso cantinflesco de nuestros gobernantes, no dudaron en arriesgar sus vidas y, en no pocas veces, perderla.

Y al final, la derrota

Veinte años después de comenzar la guerra de Afganistán y casi 14 años de que cayera en combate el cabo Germán Burgos, la infamia llega a su punto máximo. Que nadie nos malinterprete, nunca creímos que tuviéramos que participar en aquella campaña. Pero lo que mal empieza, mal acaba y ahora, el culpable de la guerra, incapaz y derrotado, saca sus tropas y huye. Y el resto de la banda con él.

Según anunció el Ministerio de Asuntos Exteriores a través de un comunicado, "España sincronizará la salida de sus tropas de Afganistán con la de Estados Unidos y demás aliados, que han anunciado hoy que pondrán fin a la Misión Resolute Support coincidiendo con el 20 aniversario de los atentados del 11 de septiembre".

El anuncio llega tras la celebración de una sesión especial por videoconferencia de los ministros de Defensa y Exteriores de la OTAN para debatir el plan de “retirada”. Lastimosamente, la ministra de Defensa de España, Margarita Robles, intentó justificarse con que "las líneas generales del plan de repliegue propuesto por los Estados Unidos ofrecen margen suficiente para asegurar que se consoliden los progresos democráticos alcanzados en el país". Señora ministra, ¿de verdad se cree Vd tamaña gilipollez? No es Vd responsable de esa guerra, no hace falta que se justifique y tampoco le vamos a pedir que tenga un acto de valor señalando a los criminales que nos metieron en ella… Pero no nos tome a todos por imbéciles, que la sangre de nuestros camaradas ha regado aquellas tierras.

La ministra española añadió que tras la retirada de tropas se debería buscar "un futuro acuerdo de asociación OTAN-Afganistán en el ámbito de la seguridad y la defensa" para consolidar esos avances. Por su parte, la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, manifestó que España "seguirá apoyando al Gobierno afgano y a la sociedad civil para preservar los logros alcanzados en estos años, en particular los relativos a los derechos de las mujeres y las niñas". ¿Pero en qué mundo vive esta individua?

Basta ya de reírse de los españoles y no contar la verdad. Desde que el 7 de octubre de 2001, los Estados Unidos comenzaran la invasión de Afganistán, han muerto 150.000 afganos en acciones de guerra, a los que hay que unir 45.000 civiles asesinados, muchos por bombardeos de las fuerzas de la OTAN; han muerto 2.500 soldados de EEUU, 100 soldados españoles, muchos otros de las demás nacionalidades de países de la OTAN, y por supuesto, miles y miles de heridos, mutilados y 5 millones de afganos desplazados a otros países como refugiados, de una población de 38 millones. A toda esta “gloria” hay que sumar que la guerra ha costado, solo a EEUU, casi 2 billones (con b) de dólares, Afganistán destrozado para generaciones y una explosión de la producción de opio que el narcotráfico utiliza para inundar las redes mundiales. Por cierto, tras 20 años de guerra los talibanes controlan el 70% del país… Y a todos estos “éxitos” unimos ahora una vergonzosa huida y la derrota frente a los Talibanes…

Gobierne quien gobierne, siempre lo mismo

Por desgracia, las castas políticas parasitarias que pastan en España nunca han estado a la altura de sus soldados. Esto fue así en 2001 y sigue siendo así hoy. Solo hay que repasar las noticias. Una videoconferencia de Exteriores con jerarcas de la junta golpista de Kiev, Ucrania, sirve para un comunicado diplomático de que España está preocupada por el desarrollo de la situación en Donbás y reafirma su apoyo a la soberanía e integridad territorial de Ucrania. Es decir, tomando partido contra Rusia para defender a una junta criminal en Kiev que dio un golpe de Estado ilegal en 2014…

Otro ejemplo… El Ministerio de Asuntos Exteriores de España expresó su "gran preocupación" por las conclusiones del informe de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) relativo al empleo de este tipo de armas en Siria. ¿La cancillería española conoce las denuncias de fraude en los informes que han revelado los propios miembros de la OPAQ? Claro que las conoce, pero tienen que hacer de palmeros de lo que diga el patibulario Stontelberg y sus amos de Washington. La Cancillería española incluso expresó su "plena solidaridad" con las víctimas del ataque, destacando que los autores "deberán responder de sus actos". ¡¡Que dureza!! ¡¡Que valientes!!... ¡¡¡Qué payasos!!!

Un ejemplo más. El Sindicato de Periodistas Palestino pide al Gobierno español proteger a un periodista palestino sometido a un interrogatorio ilegal por un agente del Mossad en Madrid. Muath Hamed, refugiado en España junto a su familia, denunció al periódico Publico que el servicio de inteligencia israelí (el Mossad) le interrogó y amenazó en un encuentro organizado por agentes del servicio de información de la Guardia Civil en una de las sedes principales del instituto armado en Madrid. Es decir, la Guardia Civil estaría involucrada en una flagrante violación de las leyes internacionales, una vulneración de la soberanía española y una amenaza para la seguridad y protección de un periodista.

Hamed vive con su familia en la localidad vasca de Lemoa (Vizcaya), tras haber pedido asilo en 2019. En febrero fue citado por la Guardia Civil, que “alegó” que algunos documentos que presentó en su solicitud de asilo estaban siendo examinados por Inmigración, pero cuando el periodista se presentó un agente lo acabó derivando a una persona que se identificó como un “oficial belga”, aunque en realidad era del Mossad. Dejaron al periodista palestino solo con el supuesto agente israelí, el cuál le presionó y amenazó para que revelara las fuentes de un artículo de investigación que publicó en el medio Al Arabi al Jadid que trataba sobre acciones del Mossad en Europa. ¿Pero esto qué c… es? ¿Pero qué gentuza hay en Interior y para quién trabajan? ¿Y el ministrillo parlanchín de Interior tiene algo que decir?

Todas estas lamentables historias demuestran lo que es España: un país sin soberanía (la soberanía no tiene grados, o se tiene o no se tiene), un país servil que envía a sus soldados a morir por interés de otros, un país servil que apoya a regímenes ilegítimos o tiránicos pero “pregonao” de sí mismo cuando se trata de condenar al que señale el amo, un país servil que renuncia a sus responsabilidades históricas en el Sáhara pero dispuesto “a llegar donde el amo diga que hay que llegar” en las fronteras rusas en el Báltico, Rumania, Mar Negro o el Donbass,… y lo peor, un país servil que no es consciente de que es servil y desconoce que, tras entregar la vida de muchos de sus jóvenes, saldrá de Afganistán derrotado y con el rabo entre las piernas, eso sí, acompañado de toda la banda de la OTAN…

Si a los responsables de tanta ignominia contra España les quedará un mínimo de dignidad, para limpiar el honor y liquidar su cuenta solo tendrían que hacer algo muy sencillo… utilizar una bala.

Juan Antonio Aguilar

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS

El Tiempo por Meteoblue